Pileta Plaza de La Concordia

pileta1

Antecedentes Históricos

Desde fines del siglo XIX la pileta ha sido centro de reunión para todos los que vivimos en esta tierra, “juntémonos en la pileta” es una frase habitual entre todos, desde nuestros tátara abuelos hasta los niños de hoy…  es sin duda signo de encuentro, de unión, y de alegría.

Para la alcaldesa de la comuna, María Angélica Astudillo, resultó fundamental posicionar a la pileta de la Plaza de la Concordia en el lugar que corresponde, dada su trascendencia histórica y el valor patrimonial, pero por sobre todo, sentimental que tiene este elemento para la comunidad.

Es por ello que se decidió realizar trabajos de reparación y mantención en la pileta, cambiar el color negro y dorado por el blanco y gris, decisión tomada por la comunidad a través de la consulta ciudadana realizada en el mes de febrero, que fue respetada por la autoridad.

Los antecedentes históricos que se manejan de este patrimonio local provienen de estudiosos locales, entre ellos Osvaldo Leal, Rubén Ramírez y Ricardo Preisler, a continuación se expresa en los siguientes párrafos algunos antecedentes obtenidos de sus respectivos libros y/o conversaciones.

 

Semblanzas de La Unión, Historia e identidad. Rubén Ramírez y Daniel Báez (p. 166)

“Don Manuel Ossa Ruiz, constructor del ferrocarril de Pichi – Ropulli a La Unión, y generoso filántropo, donó la hermosa pileta que engalana nuestro primer paseo público, además, donó terrenos donde se encuentran el club de Artesanos “El Porvenir” y edificio de la tercera compañía de Bomberos de La Unión.

La pileta de exquisita manufactura artística, comprende un perímetro de alrededor de 40 mts. que encierra, en su base, las aguas que bajan de surtidores, ubicados en un segundo y tercer plano. En su parte media, hay cuatro adornos (arabescos) adosados a la columna central. Sobresaliendo de la superficie, en su parte inferior, se encuentra una especie de jardinera circular fija que contiene plantas ornamentales; rematando en altura con un pilón, representado por la figura de un infante atrapado por una sierpe que expele agua por la boca”.

 

Historia de La Unión por Osvaldo Leal (p. 270)

“En las cristalinas aguas de la fuente de esta pila, puso fin a sus días el dirigente mutualista don Maximiliano Casanova, cumpliendo así su deseo expresado en repetidas ocasiones a sus amistades (28 de marzo de 1962)”.

 

Ricardo Preisler (entrevista telefónica).

“La pileta llegó a La Unión, según dicen, desde el Perú, se cuenta también sin tener antecedentes históricos concretos que lo confirmen que esta pileta sería un botín de guerra de la Guerra del Pacífico”.

Hoy el municipio, encabezado por la primera autoridad comunal, y a través de los objetivos planteados por el programa de gobierno comunal, se da relevancia y pone en valor a nuestro patrimonio local, simbolizado a través de la presentación a la comunidad de las obras de reparación de la pileta de la plaza, no sólo el valor patrimonial histórico – cultural sino también el deber que tenemos como ciudadanos de cuidar, difundir y mantener nuestro patrimonio. Una sociedad es capaz de avanzar al desarrollo en la medida que conoce, indaga y aprende de su historia.